En este informativo encontrarás información sobre cómo puedes contribuir para reducir situaciones de violencia.

De acuerdo al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), cada día se registran 300 muertes violentas en Latinoamérica. Además de tener pérdidas humanas, la violencia puede impactar física, emocional y psicológicamente y afectar el desarrollo humano desde la niñez. Puedes conocer más información sobre qué implica la violencia en el siguiente enlace: http://bit.ly/3Yg25ud 

¿Cómo puedes prevenir?

Infórmate sobre cuáles son los derechos humanos.

Conocer cuáles son los derechos básicos y fundamentales te ayudará a entender qué puedes hacer. Por ejemplo, respetar y defender los derechos propios y de los/as demás. 

  • Puedes conocer más sobre los derechos fundamentales de las personas en el siguiente enlace: http://bit.ly/3Bn3AwS
  • Si quieres leer más sobre cuáles son los derechos básicos de la niñez, puedes dar clic en el siguiente enlace: http://bit.ly/3inSLDR

Empieza a prevenir la violencia en casa. 

De acuerdo con un estudio realizado por Dr. Victor Carrion, de la Universidad de Standford, el maltrato infantil ejercido por la propia familia genera altas probabilidades de repetir la violencia en la adultez. Si los niños y las niñas crecen en un entorno de crianza respetuosa y disciplina positiva se estaría rompiendo con la cadena de violencia. 

Puedes leer más sobre la disciplina positiva en el siguiente enlace: http://bit.ly/3FmDNpB

Emplea el respeto en otros entornos. 

Posiblemente en algún punto te enojes con alguien en la escuela, universidad o en el trabajo, por tener un conflicto o un punto de vista diferente al tuyo. Ten en mente el respeto, recuerda tratar a los demás como te gustaría que te traten a ti. Por otro lado, si te ves en una situación problemática y observas que la otra persona quiere recurrir a la violencia, mantente firme en que no estás en disposición de hacerlo. Pero, si aun así la persona decide actuar de esa manera, estás en todo tu derecho de pedir apoyo a organizaciones competentes. 

Puedes tener los contactos de emergencia a la mano: 

  • Policía Nacional Civil: 911
  • ISDEMU: 126, 7608-6805
  • FGR: 2593-7000
  • CONNA: 119
  • Corte Suprema de Justicia (CSJ): 198

Comunícate asertivamente y fomenta el diálogo.

Si tienes un problema con alguien más, trata de comunicar cómo te sientes y preguntar qué podrías hacer para resolver el problema. También escucha activamente y respeta la postura de la otra persona. 

Puedes leer algunas estrategias de resolución de conflictos dentro de la familia en el siguiente enlace: http://bit.ly/3VTryYK

Encuentra formas de expresarte que no involucren las agresiones. 

Puede que hayas notado que dices cosas hirientes o que tienes problemas de ira, y sientes la necesidad de golpear objetos o de maltratar a alguien cuando estás molesto/a. En ese caso, puedes buscar otras maneras de expresión emocional que sean más funcionales o buscar estrategias para trabajar tu ira. 

Enseña a la próxima generación y aprende de ella.

El ejemplo que se da a la generación más joven va a determinar la manera en que va a pensar sobre el respeto y los derechos humanos. Puedes hablar sobre el consentimiento, el impacto de la violencia y cómo poder prevenir e intervenir a tiempo.

También puedes hablar de la importancia de la independencia y que todas las personas comparten corresponsabilidad para prevenir y tomar acciones contra la violencia.  Asegúrate de escuchar también lo que tienen que contar sobre su experiencia y expectativas. Al compartir información y educar sobre los derechos humanos, se puede construir un futuro mejor para todas y todos.

¿Qué puedes hacer ante situaciones de violencia?

Infórmate sobre las señales de violencia.

Existen diferentes tipos de violencia y todas pueden afectar física, emocional y psicológicamente. Aprender a identificar las señales es importante para apoyar a quien esté pasando por una situación de violencia, ya sea una persona conocida o familiar, sin poner en riesgo tu integridad ni la de ella/ él. 

Es fundamental reconocer estas situaciones como violencia y no justificarlas con la esperanza de que la persona que ejerce la violencia cambie. Estos son hechos de riesgo que deben alertar, para tomar las medidas de prevención y protección necesarias:

  • Se muestra con ansiedad o con odio hacia sí mismo/a.
  • Pasa por cambios de estado de ánimo, por ejemplo, llora de repente o tiene crisis de ira.
  • Le da miedo que la gente lo/a toque y evita el contacto visual.
  • Dejar de cuidar de sus propias necesidades. 
  • Pierde interés en actividades que le gustaban. 
  • Empieza a consumir sustancias ilegales o alcohol
  • Tiene problemas de sueño y con el apetito.

Escucha y cree a las y los sobrevivientes. 

Cuando una persona decide compartir su historia de violencia, está dando el primer paso para buscar apoyo. Si lo hace contigo, es porque te tiene mucha confianza. Debes garantizarle un espacio seguro para hablar y ser escuchada. Evita juzgar o hacer comentarios que se enfoquen en cuestionar a la persona. Por ejemplo, en lugar de decir “¿por qué no te fuiste de allí?”, podrías decir: “Te creo e imagino que debió ser duro para ti pasar por eso”.

Exige respuestas y servicios adecuados para las personas sobrevivientes. 

Existen organizaciones y líneas telefónicas que atienden diferentes casos de violencia, y muchas veces su respuesta no es inmediata. Es tu deber como ciudadano/a exigir que se destine el presupuesto adecuado a estos servicios y que se garantice la atención igualitaria a todas las personas sobrevivientes de violencia que lo necesiten, sin importar su nacionalidad, clase social o religión. 

Valora un plan de acción. 

Desarrolla tu propio plan personal para reaccionar de forma inmediata ante posibles casos de violencia o mensajes de auxilio de una víctima. Puedes tener a la mano información de organizaciones que brindan apoyo en casos de emergencia por violencia, como las líneas que compartimos previamente (PNC: 911, ISDEMU: 126 y CONNA: 119). 

Nota: si deseas recibir apoyo psicosocial u orientación personalizada de diferentes opciones de servicios en el país identificados en Cuéntanos, puedes escribirnos por WhatsApp https://wa.me/50377874224 , Facebook Messenger o Instagram, todos los días de 7:30 a.m. a 11:00 p.m.

Fuentes de consulta: