hero-header

En este informativo encontrarás información relacionada al autocuidado y algunos aspectos que puedes tomar en cuenta.

¿Qué es el autocuidado? 

El autocuidado es la práctica de actividades que tienen las personas hacia sí mismas, que contribuyen a mantener un equilibro en su salud física, salud mental y espiritual.

Las prácticas de autocuidado son sumamente importantes debido a las situaciones cotidianas que se pueden vivir como expresiones de violencia, interacciones agotadoras en el trabajo, en casa o en la comunidad. Se podría intensificar al estrés con serias implicaciones negativas para la salud física y emocional. Al realizar actividades de autocuidado contribuyes a prevenir esos impactos negativos y a mantener un equilibrio.

A continuación, te mostramos algunas prácticas de autocuido que puedes implementar:

Actividades para el autocuidado físico

  • Cuida lo que comes: incluye frutas y verduras para mantener el sistema inmune fuerte.

  • Realiza ejercicio dentro o fuera de tu casa.

  • Respeta las horas de sueño.

  • Toma suficiente agua.

> Ejercicio para conectar con el cuerpo: esta práctica se realiza en los siguientes pasos:

  • Realizarla con los ojos cerrados (preferencialmente).

  • Siéntate en una postura cómoda, puede ser en el suelo o en una superficie en la que te puedas mover si lo necesitas, también, apoyar tu espalda a la pared.

  • Cierra tus ojos y date unos segundos para conectar tus sensaciones sin juzgarlas. Te puedes preguntar ¿cómo estás? ¿qué sientes?, haz tres respiraciones profundas exhalando por la boca.

  • Frota tus manos unos segundos para generar calor y lleva tus manos frente a tu cara, sin tocar tu rostro y siente el calor que emana de tus manos.

  • Repite esta acción 3 veces, inhalando y exhalando tranquilamente.

  • Imagina que todos tus sentidos pasan por tus manos: puedes ver, escuchar, saborear y sentir con las manos.

  • Lleva tus manos hacia tus pies. Con un tacto amable y placentero recorre tu pie derecho reconociendo cada hueso, cada dedo, date un ligero masaje. Cambia de pie y haz lo mismo.

  • Sigue por todo tu cuerpo, subiendo por las piernas hasta llegar a la cabeza. Masajea cada zona, tú sabes qué es lo que necesitas en este momento.

  • Cuando llegues al rostro, date un masaje haciendo movimientos circulares con los dedos en la frente, en las sienes, en los pómulos, en la mandíbula.

  • Con cada inhalación, piensa en ablandar los tejidos, en dejar que los órganos ocupen el espacio que les corresponde en tu cuerpo. Y con cada exhalación deja ir lo que ya no necesitas.

  • Cuando sientas que has terminado, vuelve a frotar tus manos para generar calor y llévalas a tu pecho. Abre lentamente los ojos dejando poco a poco entrar la luz.

  • Agradécete por este momento.

Actividades para el autocuidado mental y emocional

  • Reconoce lo que sientes sobre lo que está pasando a tu alrededor.

  • Haz pausas cuando sientas estrés.

  • Confía en tu red de apoyo de amigas/os o familiares.

  • Mantente en comunicación virtual o personal con más personas.

  • Haz rutinas de actividades, priorizando con base a tiempo y recursos.

  • Realiza meditación.

  • Escucha música, lee libros o realiza actividades de tu interés.

  • Comparte tus preocupaciones con más personas.

  • Elabora un proyecto de vida.

  • Procura construir relaciones saludables con más personas.

  • Identifica y comunícate con una persona curativa: son personas medicina, con las que después de hablar te sientes mejor.

> Ejercicio de mapas corporales:

Toma una hoja de papel y colores, dibuja tu silueta en la hoja y marca en ella las sensaciones que emerjan de tu cuerpo y las palabras que te vengan a la mente. No te límites y pon todo lo que quieras, repite cuantas veces sea necesario, ahí notarás cambios y descubrirás cosas nuevas de ti. Algunas preguntas guías para realizar este ejercicio:

  • ¿Dónde se alojan las emociones?

  • ¿Dónde siento el miedo?, ¿cómo se siente?

  • ¿Dónde se alojan las memorias (alegrías-tristeza) de mis vivencias?

  • ¿Qué prácticas hago para sentirme mejor?

  • ¿En qué parte de mi cuerpo lo siento?

Actividades para el autocuidado espiritual

  • Realizar ejercicios de meditación.

  • Tomarse tiempo para reflexionar.

  • Reconoce que todas las personas cometen errores y no pasa nada por no ser perfecta.

  • Mantente abierta a la inspiración o intereses personales.

  • Presta conciencia en la importancia de los aspectos no materiales de la vida.

  • Procura mantenerte con voluntad de aprender cosas nuevas.

  • Identifica lo que realmente tiene sentido para ti.

  • Contribuye a causas o actividades que te den satisfacción.

  • Procura identificar cosas buenas que tienes en tu vida.

  • No te sientas culpable por tomarte tiempo solamente para ti.

Otra información relacionada al tema

  • En este artículo conocerás formas de fortalecer tu sistema inmunológico y actividades para cuidar de tu salud física: https://bit.ly/3GoYylc 
  • En este informativo conocerás ejercicios de relajación que pueden apoyarte: https://bit.ly/3V94HI1 

Nota: si quieres más información sobre el tema, para recibir apoyo psicosocial u orientación personalizada de diferentes opciones de servicios en el país, puedes escribirnos por WhatsApp haciendo clic aquí https://wa.me/50377874224. También puedes comunicarte por Facebook Messenger de lunes a domingo de 7:30 a.m. a 11:00 p.m.

Fuentes de consulta: